Pidieron una coima de 2 mil soles a un dueño de un taller a cambio de no clausurar su local.

Foto: Cortesia | Texto: Redacción

El poder judicial sentencio a 3 años y 9 meses a de pena privativa de la libertad suspendida a Fausto Gil Fun Cáceres y Rosendo Pereda Miranda, ex trabajadores del área de Capacitaciones de la Subgerencia de Defensa Civil de la Municipalidad Provincial de Trujillo por el delito de concusión en agravio del Estado. Ellos pidieron una coima de 2 mil soles a un dueño de un taller a cambio de no clausurar su local.

Ellos fueron intervenidos cuando recibían una coima de dos mil soles que le exigeron al propietario de un taller para no cerrar su negocio a pesar que no tenían facultades para hacerlo puesto que carecían de funciones de sancionar o inspeccionar.

También deberán cancelar 6 mil soles de reparación civil en forma solidaria y quedaron inhabilitados de ejercer cualquier cargo público por 3 años y 9 meses.

Los sentenciados confesaron el delito que cometieron y se acogieron a la terminación anticipada.