Ayudó a calmar una gresca, se resbalo en el piso y su arma se disparó.

 

Un suboficial que labora en el puesto policial del distrito de Huaranchal, en la provincia de Otuzco, se salvó de milagro luego de que su arma se activara y terminara disparándose en la pierna izquierda.

De acuerdo a las primeras investigaciones, el suboficial identificado como  Anthony Larry Portella Roque (26), acudió a calmar una gresca entre un grupo de personas que se enfrentaban a balazos; cuando se encontraba en medio de la turba y debido a las fuertes lluvias y el lodo, el efectivo policial se resbaló y con su fusil AKM, se disparó en la pierna izquierda.

De inmediato fue auxiliado por sus mismos compañeros y llevado al puesto de Salud de Huaranchal.

Pero, el proyectil le había producido serias lesiones en sus órganos inferiores, fue transferido al Hospital de Apoyo de Otuzco, cuyos galenos lo refirieron de emergencia al hospital Regional de Trujillo, en donde se viene recuperando.

FUENTE| FOTO: Pataz al Día

¿Qué opinas?

DALE ME GUSTA Y SÍGUENOS EN FACEBOOK:

- MAS NOTICIAS -